tú también puedes, ¿quieres?

Si crees que ‘no puedes’ hacer yoga, estás equivocado. Si puedes respirar, puedes hacer yoga.

 

No sólo no es un inconveniente que no llegues a tocarte los dedos de los pies, ni el que seas muy nervioso y te cueste relajarte, ni el que te duela todo y no sepas por dónde empezar, ni el que no tengas tiempo. Es más, son motivos importantes para que empieces cuanto antes.

 

Puedo asegurarte que el proceso será gradual, que verás el efecto beneficioso que tiene en tu cuerpo y mente desde la primera práctica y que cuando lleves un tiempo, dirás, como todos los que un día lo hicimos, ¿por qué no lo he descubierto antes?

 

Porque a todos nos llega en el momento apropiado, y no es casualidad que estés leyendo esto. Tal vez este sea tu momento. No sigas ‘dejándote para después’. No hay después, sólo hay AHORA.

 

Cada vez son más los médicos y terapeutas que recomiendan yoga casi para todo: dolencias físicas, trastornos nerviosos, desequilibrios psicológicos o emocionales, dificultad para conciliar el sueño o lograr un descanso profundo, enfermedades desconocidas… Pues el yoga es una ciencia que ayuda a armonizar el organismo, conservar la salud y restablecerla cuando se ha resentido. Lo que inviertes en yoga, lo ganas en muchas otras cosas.

 

Los visionarios de la antigua India sabían que la ciencia del yoga se convertiría un día en la salvación de la humanidad. Y en su sabiduría, conservaron esta antigua ciencia por miles de años. Ahora yo quiero transmitírtela a ti, para tu beneficio y el de todos los seres que se relacionan contigo.

 

Tras varios años de práctica y autoindagación, pude experimentar por mí misma cómo el yoga transformó mi vida y sentí la llamada de volver a esta tierra a compartirla con mi gente. En los cuatro años que llevo enseñando, he visto el proceso de muchas personas a quienes también les ha ayudado a transformar su vida positivamente. Conoce sus TESTIMONIOS.

 

No sabemos lo ‘mal’ que estamos, hasta que descubrimos lo ‘bien’ que podemos llegar a estar. No sabemos el estrés al que nos sometemos, hasta que nos permitimos sentir el verdadero sosiego. Esto sucede con la salud, con la tranquilidad, con la felicidad, con la paz interior, con el amor propio.

 

Tú también puedes hacerlo. Puedo guiarte en este camino, te ofrezco un acompañamiento amable, natural y progresivo. Te invito a experimentar por ti mismo la ciencia de sanación y desarrollo del ser humano que está expandiéndose asombrosamente en nuestra sociedad porque realmente, funciona.

 

Yoga Lö es corazón ‘con-ciencia’. Las enseñanzas del Yoga tradicional enriquecidas con otras herramientas: la TCI (Terapia Corporal Integrativa); el Tantra, la meditación, el sonido, la danza natural, el butoh, la bioenergética, el reiki, el masaje thailandes.

 

Ven a probar cuando quieras, la primera práctica es GRATIS. Nunca hay dos clases iguales.

 

Consulta los horarios.

Conoce el espacio.

Echa un vistazo a las propuestas de talleres y eventos para los próximos meses.

Contacta conmigo para cualquier duda o consulta.

 

Elena López

 

empieza a practicar yoga

empieza a practicar yoga

 

Quien empieza ya tiene hecha la mitad, atrévete a ser sabio, empieza. – Horacio · siglo I a. C.